Nuevo webinar: Social Intelligence para un conocimiento profundo de los consumidores. Registrarse
Marketing

Publicado 3 septiembre 2018

Restaurantes que venden más gracias al Big Data

Los restauradores se guían muchas veces por su intuición para cambiar platos o procesos de trabajo, sin tener en cuenta que esas decisiones no tienen por qué ser aleatorias: pueden basarse en datos que apoyen el éxito de sus negocios.

El experto Eloy Rodríguez comparte las claves para emplear el Big Data en los negocios de restauración.

El Big Data ha dejado de ser prerrogativa de las grandes multinacionales como Amazon o Google.

Hoy, el Big Data está revolucionando la gran mayoría de sectores, especialmente el de la hostelería.

De hecho, el volumen de datos que circulan por la nube gracias a los nuevos dispositivos digitales instalados en los restaurantes (tablets para dejar evaluaciones y hacer pedidos, quioscos de pantalla táctil, etc.) al marketing gastronómico (aplicaciones móviles de pago, fidelización, gamificación, etc.) y a las redes sociales crece exponencialmente cada segundo.

El Grupo SMB afirma que el 18% de las pequeñas empresas y el 57% de aquellas de tamaño medio utilizan Big Data y soluciones analíticas (Fuente).

¿En qué consiste el Big Data?

El Big Data es el gran volumen de datos, tanto estructurados como no estructurados, que se generan en el día a día de una empresa.

¿Cómo?

  • Mediante el uso de dispositivos digitales e innovadores
  • El uso de las redes sociales
  • El uso de las distintas acciones de marketing gastronómico

Sin embargo, es importante recordar que no es la cantidad de datos lo que se valora en el Big Data, sino el análisis y el uso que se hace de esos datos.

Porque, al analizar esta gran cantidad de datos, se puede obtener información que nos ayuda a tomar mejores decisiones y a realizar movimientos estratégicos más acertados para adaptar mejor nuestras ofertas a las preferencias y gustos de nuestros clientes.

Y todos sabemos que, ¡comprender los deseos de nuestros clientes es la base de nuestro éxito!

El Big Data, un agente determinante en el proceso de transformación digital

En esta nueva etapa, la capacidad de las empresas para captar toda esa información y llevar a cabo un análisis que genere respuestas a sus actuaciones está marcando la tendencia. Y es algo que actualmente se está haciendo incluso en tiempo real. Las nuevas aplicaciones y dispositivos tecnológicos son clave para llevar a cabo esta recogida, análisis e interpretación de los datos.

Eficiencia, estrategia comercial, modelo de negocio, creación de nuevos platos o cartas, mejor gestión del personal y la creación de experiencias mucho más personalizadas para los clientes. Estos son solo algunos de los campos en los que el Big Data está resultando fundamental para la industria de los restaurantes.

Estadísticas sobre las Reservas Online en Restaurantes de España:

  • 7 de cada 10 reservas online en un restaurante son para contratar un menú cerrado
  • El lugar más habitual desde donde se realiza la reserva es desde casa con un 65%
  • El smartphone es el dispositivo preferido para realizar las reservas online en restaurantes con un 50%
  • El gasto medio de la persona que realiza la reserva online es de 42€
  • El motivo número 1, con un 63%, por el que se prefiere la reserva online a la telefónica es por la comodidad de hacerlo desde cualquier lugar

Fuente

El Big Data en los restaurantes

La tendencia está ganando impulso especialmente en la industria de la restauración, donde el Big Data está ayudando a los dueños de restaurantes y ejecutivos de franquicias a identificar lo que funciona y lo que no.

Con una competencia cada vez más feroz y unos clientes absolutamente digitalizados, asuntos como el delivery, la atención al cliente, la reputación online o la imagen digital se vuelven primordiales. Los restaurantes se enfrentan a verdaderos desafíos cuando se trata de evaluar cómo y dónde deben invertir su tiempo, energía y recursos.

Los análisis y los datos no sólo ofrecen respuestas a las muchas preguntas a las que se enfrentan los restauradores, sino que también señalan qué preguntas son las más rentables.

Sin embargo, actualmente estas son preguntas que la mayoría de los restauradores todavía enfrentan con un anticuado método de prueba y error, junto con su propia intuición.

La pregunta que se debería plantear frente a este desconocido y nuevo gran volumen de datos relativos a las empresas es si es posible ser estratégico además de usar el sentido común. Es decir, se debe implantar un análisis impulsado por la evidencia cuantitativa además de la cualitativa.

Análisis en profundidad, no solo intuición

Para que se vea más claro. Las empresas de restauración no pueden quedarse en la superficie del análisis. Es necesario un conocimiento profundo del negocio para poder llevar a cabo decisiones que mejoren las cuentas de mi restaurante basadas en el Big Data.

Si por ejemplo un restaurante obtiene métricas que indican que ha aumentado la cuantía de su ticket medio, puede significar dos cosas. Mientras que puede ser un factor revelador del éxito progresivo de un negocio, también podría indicar que la empresa ha perdido una parte significativa de los clientes con gastos más bajos, lo que puede estar lejos de ser una situación ideal.

El Big Data pone ante nosotros un panorama más amplio con una mayor integración de múltiples factores que debemos tener en cuenta.

Las posibilidades de abordar los problemas comunes de los restaurantes a través de los datos, así como el logro de objetivos a corto y largo plazo, son casi infinitas. Además, sus beneficios no sólo están reservados para los propietarios de restaurantes, ejecutivos de franquicias o incluso consultores de negocios.

Beneficio de todos

Todos los agentes de una cadena de suministro para restaurantes pueden beneficiarse del Big Data. Por ejemplo, saber lo populares que son los tomates en las diferentes temporadas puede ayudar desde el agricultor hasta el proveedor, pasando por el chef, el gerente y el comercializador.

Gracias a las tecnologías basadas en la nube, el software que permite la recopilación y organización de estos datos impactantes es más accesible que nunca. Además de Brandwatch, la plataforma líder para conocer la opinión del cliente ideal de un restaurante, existen otras herramientas que contribuyen también a generar y recopilar insights sobre el comportamiento de esa persona tan importante para un restaurante: desde las propias analíticas de Google y de tu plataforma de correo masificado y tus redes, hasta los diversos software de eye-tracking en el mercado (Gazepointer, Xlabs, etc.), y mucho más.

Aumentando los ingresos de los restaurantes con el Big Data

A medida que la tecnología avanza, surgen más plataformas para ayudar a los restaurantes a aprovechar el poder del Big Data. Esto ha provocado que la experiencia de los comensales, restauradores y consultores de negocios cambie drásticamente.

Los clientes comensales ahora reciben anuncios y campañas específicas y geolocalizadas. Los consultores especializados en Gastromarketing contamos con nuevas herramientas a nuestra disposición y los restauradores tienen que empezar a basar sus decisiones operativas no sólo en su propia experiencia, sino también en la retroalimentación que reciban del software especialmente diseñado para procesar diferentes tipos de datos relevantes.

Cada vez que un restaurante ofrece Wi-Fi, programas de recompensas o apps móviles, los clientes están creando una huella digital de sus preferencias, hábitos e intereses.

Los negocios de hostelería pueden utilizar programas analíticos integrados en estas ofertas para acceder a los datos y definir mejor a sus clientes. Cuanto más familiarizado esté el restaurante con sus comensales, mejor podrá dirigirse a ellos para aumentar las ventas.

Además, explorar los hábitos y preferencias de tus clientes/usuarios permite a los restaurantes tener una ventaja en el análisis predictivo. Si puede predecir las acciones probables de los clientes, puede construir relaciones con ellos en un nuevo nivel personalizado. En este aspecto, las redes sociales juegan un papel determinante.

 

A medida que un restaurante aprovecha los datos predictivos para adaptar sus servicios, anuncios y otras ofertas a las necesidades de los clientes, estos comienzan a desarrollar más confianza y a mejorar su relación con las marcas.

Más allá de las acciones de marketing especificas basadas en el análisis de los datos, los restaurantes pueden utilizar el Big Data para:

1. Mejorar la gestión del inventario – Al correlacionar las tendencias de compra y los datos demográficos, los propietarios de restaurantes pueden predecir mejor qué artículos del menú se venderán y ser capaces de almacenar el inventario en consecuencia.

2. Optimizar la programación del personal – Diferentes restaurantes tienen horas pico en momentos distintos. Al analizar los datos de ventas, los datos demográficos y las tendencias regionales, se puede predecir mejor cuándo se necesitará personal adicional.

3. Acertar con la planificación de nuevas localizaciones – Utilizando datos demográficos recopilados a través de programas de fidelización, redes sociales y otros métodos de encuestas, un restaurante puede saber dónde colocar nuevas localizaciones o franquicias.

4. Aumentar la rentabilidad de su negocio – Al entender mejor los patrones de compra de los comensales, un restaurante puede determinar mejor sus necesidades. De esta forma, se pueden determinar la viabilidad de distintas ideas, tales como la inclusión de nuevos platos en la carta, introducir cambios en el menú, adoptar programas de entrega a domicilio o la necesidad de mejorar su carta de postres, por ejemplo.

¿Quieres saber más? Lee nuestro informe a continuación.

Comparte esta publicación
Categorías
#BW4Bloggers
Buscar en el blog
Newsletter

Regístrate para recibir las últimas tendencias online

Regístrate
Informe gratuito

Escucha de las redes sociales para los sectores de hostelería y turismo

.

Leer el informe